Omega 3 en la dieta del deportista

Por: Ing. Sergio Becerril Zavala


Julio 18, 2017


Omega 3 en la dieta del deportista

Casi todos hemos leído sobre los beneficios de los ácidos grasos tipo Omega 3 en la salud de las personas adultas, niños, mujeres embarazadas, pero las bondades de tan importantes nutrientes alcanzan incluso a aquellas personas físicamente activas.”

El deporte es una actividad con evidentes beneficios para la salud, pero cuando el esfuerzo físico realizado es intenso o de larga duración, se producen algunas respuestas que pueden aumentar el riesgo de sufrir algunas lesiones.
Estas respuestas tienen que ver con procesos inflamatorios y oxidativos que promueven el envejecimiento interno del cuerpo y en ocasiones, especialmente cuando la nutrición no es adecuada, el desarrollo de ciertas enfermedades. Por fortuna, los ácidos grasos de la serie omega 3 tienen un efecto protector en ambos casos gracias a su acción antiinflamatoria que también modula la respuesta oxidativa.


Inflamación y Omega 3: El ejercicio intenso no es el más adecuado, en algunos casos, ya que produce entre otras respuestas, un aumento de la inflamación celular y por ende de algunos tejidos. En estos casos, una alimentación bien equilibrada es especialmente necesaria para protegernos frente a los riesgos del ejercicio intenso y, en este sentido, los Omega 3 tienen una función protectora en verdad importante. Además de mejorar la circulación, los Omega 3 tienen propiedades antiinflamatorias, algo siempre interesante para un deportista que entrena duramente y también para cualquier persona que practique actividad física, aunque normalmente, la intensidad a la que estos individuos la realizan no debe causarles necesariamente una inflamación.


Radicales libres, envejecimiento celular y Omega 3: Los Omega 3 no son considerados propiamente nutrientes con acción antioxidante; no obstante gracias a su función antiinflamatoria y a la mayor estabilidad que ofrece su integración a todas las membranas celulares, se crea una mayor defensa ante los procesos oxidativos que genera el ejercicio.


Rendimiento deportivo y Omega 3: Por otro lado, algunos estudios han sugerido que los ácidos grasos tipo Omega 3 podrían favorecer el rendimiento deportivo debido a posibles efectos anabolizantes relacionados con el metabolismo de ciertos eicosanoides, a la reducción de la inflamación y, por ende, a la mejor recuperación y a la mejora del aporte de oxígeno al músculo.


Les recomiendo consumir el Salmón, Omega 3 y Mega Max de la reconocida marca Pronat.


Envíanos un comentario


 

Buscar Artículo

Sitios Te Recomendamos

Comparte en redes